Fuerzas brasileñas patrullan ciudad fronteriza con Venezuela

Agentes de la Fuerza Nacional de Brasil, enviados tras los disturbios en la ciudad de Pacaraima, en el estado de Roraima, fronterizo con Venezuela, ya se encuentran patrullando la zona para garantizar la seguridad ante la inmigración venezolana.

El general Gustavo Dutra, comandante de brigada y jefe de las operaciones, señaló que 83 agentes de este cuerpo militar ya están en Pacaraima, mientras otros 74 fueron desplegados en Boa Vista, Roraima, estado por el que transitan decenas de miles de inmigrantes venezolanos.

El gobierno de Brasil anunció el pasado martes el despliegue de las Fuerzas Armadas para actuar durante 15 días en Roraima con el objetivo de “ofrecer seguridad a los ciudadanos brasileños y a los inmigrantes venezolanos”, de acuerdo con el presidente Michel Temer.

La medida fue adoptada como consecuencia de los disturbios que estallaron el 20 de agosto pasado contra campamentos venezolanos en la ciudad de Pacaraima, la última ciudad brasileña antes de cruzar a Venezuela, al parecer después de que se produjera un asalto por parte de inmigrantes contra un comerciante brasileño en la localidad.

El gobierno de Roraima asegura que los servicios sociales del estado, en especial educación y sanidad, están saturados por la llegada de miles de inmigrantes en los últimos meses, y culpa al gobierno federal de no haber transferido recursos económicos para lidiar con la situación, al tiempo que pidió a la Corte Suprema el cierre de la frontera.

Las autoridades brasileñas aseguran que entre 600 y 700 personas, en promedio, ingresan cada día por Roraima a Brasil, de los cuales entre 20 y 30 por ciento permanecen en el país.

Más de 127 mil venezolanos entraron en Brasil por tierra desde 2017, según datos del gobierno nacional, aunque las autoridades federales aseguran que el 60 por ciento de ellos salió con destino a un tercer país de América del Sur.

Jefe de Información
Editora de contenidos web