Canadá rechaza presión de Trump por el Tratado

Luego que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, amagara vía Twitter con no incluir a Canadá en el nuevo Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), funcionarios canadienses cercanos a la negociación señalaron que no responderán a dichos mensajes.

Trump notificó el viernes al Congreso de EU el plan de firmar un nuevo acuerdo comercial con México, tras lograr un pacto en la semana, y dejó la puerta abierta para que más adelante se sume Canadá.

Pero el sábado el mandatario de EU advirtió en la red social que no se logra un buen acuerdo, Canadá “estará fuera del nuevo TLCAN”.

“No hay una necesidad política de mantener a Canadá en el nuevo acuerdo del TLCAN. Si no hacemos un trato justo para Estados Unidos después de décadas de abuso, Canadá estará fuera”, escribió.

Los oficiales canadienses, citados por la CBC en calidad de anonimato, agregaron que no es la primera vez que esta táctica ha sido usada y precisaron que los comentarios “están diseñados para presionarnos, pero eso no va a funcionar”.

Los funcionarios reiteraron la postura marcada el viernes por el primer ministro canadiense, Justin Trudeau.

“Queremos modernizar el TLCAN, que sea bueno para los canadienses. Sólo firmaremos un buen acuerdo y no negociaremos en público”, dijo Cameron Ahmad, vocero de la oficina de Trudeau.

Ottawa seguirá con las ásperas negociaciones en Washington, al tiempo que la oposición sigue acusando al gobierno de Trudeau de haber permitido que México y EU dejaran fuera a Canadá de su entendimiento comercial.

“Los mexicanos simplemente nos superaron”, dijo Lisa Raitt, vicepresidenta del Partido Conservador, quien agregó que la delegación mexicana sabía que tenía que llegar a un acuerdo por la importancia del tratado. “Cuando tuvieron la oportunidad de llevar sus conversaciones automotrices a un plano bilateral pasaron al siguiente nivel para hablar sobre todo lo demás, incluida la propiedad intelectual y cláusulas de extinción. Ellos aprovecharon la oportunidad”, agregó.

Sin embargo, el presidente de la Cámara de Comercio de Canadá, Perrin Beatty, aclaró que México tuvo cinco semanas para tratar con EU los puntos más álgidos del comercio bilateral, como las reglas de origen del sector automotriz, el alza de los salarios en ese sector y la cláusula de terminación.

En tanto, indicó que Canadá “tuvo sólo cuatro días para negociar”, bajo la presión de que se le impondría 25 por ciento de impuestos a sus exportaciones de autos, “los cuales fueron tiempos no razonables”.

Agregó que Canadá no debe rendirse y debe seguir trabajando para concluir con éxito la negociación.

Jefe de Información
Editora de contenidos web