Hallan muerta a menor reportada como desaparecida

Tras permanecer desaparecida desde el viernes por la noche, la niña Joana Lizbeth Colín Olalde, de seis años, fue encontrada muerta en un predio baldío en la colonia Jardines de Celaya, la noche del domingo.

El cadáver de la pequeña que era buscada por su familia, vecinos y autoridades tenía huellas de violencia, de acuerdo con los primeros datos oficiales.

El cuerpo de la menor estaba en una zona ubicada a un costado de las vías del ferrocarril, entre las avenidas 2 de Abril y Constituyentes.

En un comunicado, la Procuraduría de Justicia del estado señaló que la menor “fue robada”.

Joana había desaparecido unas 72 horas antes, el viernes 25 alrededor de las 9:30 de la noche, cuando según lo señalado por su familia, salió de su domicilio en la colonia Juan Pablo II a la tienda a cambiar unos helados y no regresó.

A las 2 de la mañana del sábado, su familia presentó una denuncia en el Ministerio Público, que emitió una Alerta Ámber por su desaparición.

La Secretaría de Seguridad Pública Municipal informó sobre un hombre que estaría presumiblemente relacionado con su desaparición, mismo que se encontraba en calidad de presentado.

En la madrugada del domingo, un día después de la desaparición, vecinos y familiares acudieron a la carretera de cuota 45 para bloquearla, en protesta porque consideraban que las autoridades no habían hecho todo lo necesario para localizar a la niña.

Los manifestantes incendiaron los conos que estaban colocados en el sitio, donde se llevan a cabo obras.

El bloqueo fue levantado casi dos horas después, luego de que los familiares exigieron una mayor movilización de los cuerpos de seguridad y en la investigación ministerial para dar con el paradero de Joana Lizbeth y se entrevistaron con agentes de la Policía de Caminos.

Personal de la Agencia de Investigación Criminal, policías municipales, personal de Protección Civil municipal y socorristas colaboraban en la búsqueda de la menor, con el apoyo de unidades de la policía canina y vehículos todo terreno, hasta que fue hallado su cuerpo en el baldío de la colonia Jardines, cerca de las 9 de la noche del domingo.

Este sitio se encuentra al otro extremo de donde se ubica el domicilio de la niña, en la zona urbana de Celaya.