Julio César Chávez revela amenazas de secuestro

Julio César Chávez, uno de los máximos referentes del boxeo mexicano, se encuentra devastado por el asesinato de su hermano e incluso aseguró que él también corre peligro de muerte, toda vez que ha sido alertado por la policía de los Estados Unidos sobre un posible secuestro del que podría ser víctima.

“Estoy muy indignado la verdad, muy enojado, porque yo recibí una amenaza de secuestro y le he pedido a las autoridades de Tijuana que me brinden apoyo y se han hecho pendejos. No sé qué es lo que están esperando, la verdad”, declaró en primera instancia el César del Boxeo tras el fallecimiento de su familiar, Rafael Chávez González.

La advertencia llegó a través de uno de los máximos organismos de investigación criminal del país norteamericano e incluso, la amenaza de secuestro incluiría a una de las hijas de Chávez, boxeador retirado y quien ha sostenido contacto directo con el gobernador de Baja California, aunque siempre con respuesta negativa.

“Me comunicaron del FBI, de allá de Estados Unidos, que querían secuestrarme, que querían secuestrar a mi hija también y yo le informé al gobierno de Baja California, al señor Kiko Vega y se hicieron pend… Se han hecho pend…, el director de la policía municipal, todos se han hecho pend…, la verdad”, agregó a medios locales al norte del país.

Para el multicampeón mexicano, las consecuencias podrían ser fatales en caso de que no llegue una pronta respuesta de las autoridades mexicanas, también incapaces de esclarecer el asesinato de su hermano mayor.

“Yo creo que están esperando a que me pase algo para actuar, pero ya para qué. Fue en Tijuana, es una amenaza de secuestro. Ellos tienen identificado al secuestrador, no voy a dar nombres para no alertarlos, pero es alguien que estuvo en la cárcel y las autoridades lo dejaron libre y ahora anda secuestrando, matando, robando gente”, concluyó al respecto.