Explotan a jornaleros indígenas; les pagaban 50 pesos por semana

De cincuenta a cien pesos por semana ganaban los jornaleros indígenas cuya situación de explotación laboral atrajo la atención de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, Secretaría del Trabajo y Fiscalía General del Estado, dato que trascendió como resultado de las indagaciones realizadas por dichas instituciones.
César Salomón Márquez, visitador de la CEDH para Delicias y la región centro sur, comentó que el viernes pasado concluyó la última fase de la investigación realizada por el organismo en Camargo y Villa Ahumada, con el fin de verificar las condiciones en que se hallaba un grupo considerable de personas originarias de Guachochi.
Recordó que los ochenta indígenas fueron contratados para trabajar en los campos de la región de Camargo, pero las condiciones en que lo hacían eran deplorables, tenían sobre todo problemas con el pago de su salario y con el enganchador que los trajo.

Al ser entrevistados algunos de los quejosos, manifestaron que recibían un pago de cincuenta a cien pesos por semana, debido a que les descontaban dinero de los alimentos que consumían, lo cual era contrario a la oferta hecha por el contratista, quien les prometió un sueldo de 200 pesos diarios más gastos que generara su estancia.

Sin embargo, al empezar a trabajar en los campos agrícolas, las condiciones cambiaron porque el enganchador les dijo que ganarían menos dinero y que tendrían que pagar sus gastos de alimentación y estancia, al estilo de las tiendas de raya de la época del Porfiriato, figura que según la Constitución está prohibida.

Tras conocerse la situación de explotación laboral referida, Derechos Humanos giró un oficio a la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, DIF Estatal, Fiscalía General del Estado y la presidencia municipal de Camargo, para ampliar la información.

Derivado de las tareas de investigación, la mitad de los ochenta jornaleros decidieron regresar a Camargo y prescindir de la relación laboral que tenían con el contratista, al parecer se irán a trabajar directamente con los productores.